Verification: e3ca65f15939366d Prendieron fuego a su abuela de 84 y bailaron alrededor de las llamas - Policiales | NoticiasNQN | Últimas noticias de Neuquén Saltar menúes de navegación e información institucional Teclas de acceso rápido
Policiales

Prendieron fuego a su abuela de 84 y bailaron alrededor de las llamas

Teófila Camungay Cabusas fue quemada viva por sus nietos. Los involucrados en el tenebroso ritual la prendieron fuego en una hoguera. Testigos dicen que los jóvenes criminales bailaban cantando canciones ininteligibles alrededor de ella mientras ardía.

El aberrante episodio sucedió en Balingasag, en la provincia de Misamis Oriental, Filipinas. Están siendo investigados aproximadamente 15 miembros de la familia de la víctima de 84 años.

Según The Mirror, los nietos de Teófila, liderados por Cresanto Ercilla, de 22 años, la golpearon por “pecadora” y la arrojaron a las llamas para “purgarla” luego de que supuestamente se negara a formar parte del grupo religioso al que ellos pertenecían.

Al menos 15 personas están siendo investigadas por el crimen. Foto: ViralPress via The Mirror

Los gritos de súplica, luego de terror y posteriormente de dolor, alarmaron a los vecinos de la familia, quienes llamaron a la policía para que resolviera el desastre.

Cabusas sobrevivió al momento, pero murió horas más tarde en un hospital a causa de las graves quemaduras.

La teoría de que los nietos de la mujer lo hicieron para “purgarla” es una de las dos que se barajan con fuerza hasta el momento. La otra, sugerida por Teodoro de Oro, jefe de la policía de Balingasag, tiene que ver con temas de dinero.

Teodoro dijo que la abuela había recibido una pensión días antes del incidente y que había decidido no darle ni una moneda a sus nietos, quienes creían que tenían derecho a recibir su tajada. Estos, enojados, entiende el policía, podrían haber cometido el crimen.

Quemado por error

En junio de este año, una turba enardecida de unas 200 personas linchó hasta la muerte a un exasesor de la Cámara de Diputados de México, en el estado de Puebla (centro), tras acusarlo de intentar raptar a menores cuando en realidad el criminal era otro.

"La justicia por propia mano, no es justicia, sino barbarie. Las autoridades competentes ya investigan lo ocurrido a fin de determinar responsabilidades", indicó en un comunicado el gobierno del municipio de Huauchinango.

Daniel Picazo, de 31 años, fue golpeado y calcinado en la comunidad de Papatlazolco, perteneciente al estado Huauchinango, a unos 180 kilómetros de Ciudad de México, añadió el gobierno local.

La policía intentó rescatarlo pero vecinos lo impidieron, al insistir en que era un secuestrador de menores.

Cuando los oficiales intentaron ponerlo a resguardo adentro de una patrulla, habitantes de esa comunidad lo sacaron y se lo llevaron por la fuerza a las canchas deportivas locales, en donde 200 personas lo golpearon, le rociaron gasolina y le prendieron fuego aún con vida.

La camioneta en la que se trasladaba Picazo también fue quemada. Los agentes de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) estatal ingresaron y retiraron el cuerpo luego de que los pobladores abandonaron el lugar.

La movilización de la gente y la acusación contra Picazo se originaron en grupos de mensajería telefónica, en los que se advertía que un supuesto delincuente se encontraba en el pueblo para secuestrar menores, prosiguió el comunicado.

filipinas Incendio sectas

Dejá tu comentario sobre esta nota

Lo último

Lo último de Neuquen deportes

Teclas de acceso