Saltar menúes de navegación e información institucional Teclas de acceso rápido
Nacionales

El Gobierno anunciará este lunes medidas para frenar las importaciones

Todo pasa. Pero nada pasa del todo. Y ya es sabido que existen quienes cruzan el bosque y sólo ven leña para el fuego. ¿Será el caso de Miguel Pesce, el titular del BCRA? Las miradas confluyen en él. Y mal que le pese, la última semana volvió a ser el protagonista de una saga que acumula ya varios capítulos. Como se verá más adelante, la última palabra la tendrá en tándem inflación-dólar financiero. Por último, pero no menos importante, la primera parada del cuadro de situación será, mañana, el anuncio de medidas para administrar el comercio exterior, especialmente las importaciones.

El dato principal es que en los últimos días volvió muy fuerte la venta de los bonos en pesos. Es decir que los inversores institucionales parecieran convencidos de que eso es lo que hay que hacer en este momento. Los precios de los títulos bajaron y luego se estabilizaron. La razón hay que buscarla en que aparecieron compradores con pesos en el bolsillo. Fueron compradores del Banco Central y los pesos los imprimieron. Se calcula unos $ 450.000 millones. Lo reconoció el propio Pesce a última hora del viernes. Habló de “defender” la curva de pesos, es decir, esta historia va a seguir en los próximos días. Los que venden son los Fondos Comunes de Inversión. Mucho de eso va a fondos denominados money-market.

El horizonte monetario y el dólar

Hay toda una legión de analistas, matemáticos y estadísticos que hacen de la emisión de pesos su fetiche. Estos señores sumaron lo emitido por el BCRA para frenar la caída de los bonos con otros tantos pesos que se emitieron para girarle al Tesoro, es decir, para gastos del Gobierno. Esto último arroja unos $ 290.000 millones. En total, más de $700.000 millones en apenas 20 días. Por lo que la expansión monetaria de estos días suma más del 20% de la base monetaria.

Guzmán y Pesce se reunieron el viernes a última hora con empresarios. Fue un cónclave de rutina. Como estaba el flamante secretario Guillermo Hang, se habló también de los precios cuidados. Pero el registro más importante es que Guzmán buscó tranquilizar y Pesce, explicar. ¿Qué pasa con la demanda de las colocaciones en pesos? No todas, pero algunas empresas tienen cajas millonarias en pesos y una preocupación: qué hacer. Se les explicó lo que se está haciendo desde el BCRA: la entidad compra bonos en el mercado secundario y luego, con esos títulos, se “mete” en los canjes que propone Guzmán, es decir, el Ministerio de Economía. Se hizo algo de esto la última semana. Va de nuevo: el BCRA emite pesos, compra los bonos que los inversores institucionales venden y luego con esas tenencias participa de los canjes que le ofrece Economía. Es decir que si existiese límite alguno para el financiamiento monetario por parte del BCRA, de esta forma, con un pase de manos, parece que el límite no rige.

Economia importaciones Martin Guzman

Dejá tu comentario sobre esta nota

Lo último

Lo último de Neuquen deportes

Teclas de acceso