Saltar menúes de navegación e información institucional Teclas de acceso rápido
Facebook Twitter Whatsapp Enviar Imprimir Comentar
Actualidad

Día Nacional del Boludo

Según los creadores, el día responde a un momento histórico: "En 1806 ante las invasiones inglesas, las autoridades del Virreinato del Río de la Plata, con el ímpetu de hacer bien las cosas y generar diálogo, terminaron entregaron Buenos Aires a los británicos. Las tropas británicas desfilaron por la actual plaza de Mayo y enarbolaron la bandera del Reino Unido, que permanecería allí por 46 días. El virrey Sobremonte, nuestro primer boludo patrio importado directamente de España abandonó la capital y se retiró a Córdoba".
"En primer lugar buscamos homenajear a todos nosotros los boludos, que por buscar hacer las cosas bien justamente nos salen mal. Por ser honestos, seguir las normas o buscar el bien común terminamos siendo objeto de burla y desprecio por parte de compatriotas mucho más 'vivos' y elocuentes", dicen los creadores del Día Nacional del Boludo en su página web.
"En segundo lugar, y no menos importante, buscamos instalar este gran día como feriado nacional, y para eso, necesitamos tu ayuda, participá, dejanos tu firma virtual en apoyo a esta noble causa, y nosotros nos encargaremos como buenos boludos de elevarla al Congreso de la Nación".

Qué es un boludo
Las palabras re contra argentinas "boludo" y "pelotudo" provienen de la época de la guerra de independencia de las Provincias Unidas del Río de la Plata contra las tropas españolas.
Según indican distintos sitios dedicados a la historia, en la primera fila solían tener lugar un grupo de criollos con mucha habilidad para manejar grandes piedras atadas con tiento y boleadoras. A falta de armas de gran porte, utilizaban esas "pelotas" para atacar los caballos de los realistas que, al desestabilizarse, caían al piso y luego eran atacados por las otras filas.
De allí el origen de la palabra "pelotudo", que al principio era sinónimo de alguien con mucha valentía y habilidad pero que luego fue utilizada con el significado de "no seas tonto, no te pongas en la primera fila de batalla para que te maten".
Al igual que estos, los "boludos" estaban en la tercera fila de batalla y portaban boleadoras con piedras más pequeñas pero que requerían de cierta destreza para ser utilizadas correctamente.

Fuente: Diario Uno
Festejos

Dejá tu comentario sobre esta nota

Lo último

Lo último de

Teclas de acceso